domingo, 10 de noviembre de 2013

Y Susana cogió su fusil

      El riesgo era evidente, se trataba de que la Conferencia se centrara en las necesidades de quienes confian en el PSOE como instrumento para la recuperación social de este país o se convirtiera simplemenete en la feria de las vanidades con el epicentro en quienes puedieran tener la legítima aspiración de aspirar a la candidatura a la presidencia del Gobierno de España en las próximas elecciones generales. Así de sencillo al mismo tiempo que así de complicado, por cuanto había quienes habían planteado la Conferencia como un pulso a la Dirección Federal del Partido utilizando la palanca de las primarias ya!!. No era fácil separar el trigo de la paja, pero creo que a la hora que esto ecribo, sin conocer el contenido de la intervención del Secretario General, la Conferencia ha transitado por el camino deseable: la elaboración de un proyecto político en el que reconocernos y con el que se nos reconozca de cara a recuperar la mayoría social de nuestro país.

El previo de la Conferencia se había convertido en una especie de subasta mediática sobre quien hacia la profecía más negra sobre sus posibles resultados y a las hemerotecas de la semana me remito. También es verdad que alguna responsabilidad hay que atribuir a responsables políticos de la organización en distintos ámbitos, algunos de ellos bien significados en la vida pública, que habian apostado al “todo o nada” con la fecha de las primarias despreciando en cierta forma una oportunidad única de hacer aportaciones que respondieran a la demanda ciudadana. Ya lo escribí hace menos de un mes en este mismo blog, el elemento nuclear de la Conferencia tenía que ser el proyecto político y social, y el calendario sólo un elemento complementario de la hoja de ruta, cosa que quise reflejar con el viejo refrán de que no se puede poner la carreta delante de los bueyes.

Desde una perspectiva cinematográfica se trataba de la versión socialista de “Salvar al soldado Ryan”, en este caso Alfredo Perez Rubalcaba y a la dirección federal del Partido, que podian verse envueltos en un tumulto asambleario que acabara invirtiendo los terminos de la ecuación y llevando el Partido directamente al hospital de campaña. Pero ocurrió lo que había comentado con bastantes compañeros y compañeras en los dias previos y Susana cogió su fusil para, desde la autocrítica y la afirmación de una política “auténtica” de izquierda, instalar un “firewall” que blindara a la Conferencia ante esos riesgos tremendistas que nada tienen que ver con la renovación del proyecto y si con las legitimas ambiciones personales. Susana, convertida en Capitan Miller, y el PSOE de Andalucia con su particular “desembarco en la playa de Ohama” del palacio de congresos madrileño, han contribuido a salvar no sólo al soldado Ryan sino al conjunto del proyecto socialista en el estado Español con la contribución de aliados inmejorables como el Presidente asturiano, Javier Fernandez, y una estrategia acertada por parte de los responsables de la Conferencia. Por primera vez desde hace algunos años en este Partido los temas fueron más importantes que los tiempos, el proyecto mas que los personalismos, y los bueyes por delante de la carrreta. Sólo me queda felicitar y felicitarnos todos por haber transitado por la senda adecuada, sin saltos hacia el abismo, que es lo que deseaban nuestros adversarios políticos. Y todo ello desde el convencimiento de que el cambio ha comenzado, compartiendo aquel aforismo griego clásico del “Panta rei” también para nosotros, porque no cabe duda de que a partir de ahora todos tenemos derecho a decidir. No se porqué tengo la sensación de que esta ha sido una conferencia a cobro revertido.

1 comentario:

  1. Paco porque no escribes algo para Antonio Sanz, que esta un poco dolido con el psoe por la reunión con Picardo

    ResponderEliminar